Las celebridades y su obsesión por los automóviles

Para nadie es un secreto la fascinación que dentro del mundo de las celebridades tienen los autos de lujo. Conocidos por sus excesos y su falta de vergüenza a la hora de sacar grandes cantidades de dólares de sus cuentas bancarias, muchos famosos hacen gran ostentación de las máquinas que integran sus colecciones, muchas veces compuestas por ejemplos únicos de vehículos antiguos o personalizados, siempre apostando por la exclusividad y el lujo.

las-celebridades-y-su-obsesion-por-los-automoviles

En un mundo que según los estereotipos es casi exclusivamente masculino, los nombres de famosas como Kim Kardashian y Paris Hilton destacan por tener en sus cocheras sendos ejemplos de la exclusividad automotriz: un Ferrari F430 de 178.000 dólares en el caso de la primera; y en el caso de la Hilton varios modelos súper costosos de BMW, Rolls Royce, Range Rover, y su favorito, un Corvette Rosa de 285.000 dólares. Ya en el ámbito masculino, el famoso ex futbolista David Beckham posee varias máquinas lujosas y costosas, entre ellas un Rolls Royce Phantom descapotable con un valor de nada más y nada menos que 407.000 dólares. Por su parte, el actor Nicholas Cage tiene en su casa una colección de automóviles valorada en la nada despreciable suma de cuatro millones de dólares, colección que de seguro no tiene nada que envidiarle a la de la superestrella del balón Cristiano Ronaldo, que entre sus vehículos exclusivos incluye al Bugati Veyron 16.4, que nada más ya vale 1.3 millones de dólares y del cual el portal especializado TodoAutos nos dice que es el automóvil más rápido del mundo.

Mención aparte merece el multimillonario comediante estadounidense Jerry Seinfeld, que posee la segunda colección más grande de Porsche que existe en el mundo, solo superada por el museo de la marca en Stuttgart, Alemania. Se calcula que semejante colección puede valer alrededor de 15 millones de dólares, cantidad pequeña si tenemos en cuenta que la fortuna del protagonista de la recordada comedia de los 90 ronda, según ciertas estimaciones, el billón de dólares.

Pero el que se lleva la corona en cuanto al coleccionismo de automóviles es Muda Hassanal Bolkiah, mejor conocido por todos nosotros como el Sultán de Brunei. El que fuera durante más de una década el hombre más rico del mundo, según la revista Forbes, posee la colección más grande de vehículos del mundo. Valorada en la absurda cifra de cinco mil millones de dólares, el Sultán posee alrededor de 130 Roll Royces, 531 Mercedes Benz, 367 Ferraris, 362 Bentleys, 185 BMWs, 177 Jaguars, 160 Porsches, 20 Lamborghinis. Por no mencionar los 8 McLaren de Formula 1 cada uno valorado en casi un millón de dólares. Toda esta colección está resguardada en cinco hangares fuertemente custodiados en Bandar Seri Begawan, capital del pequeño estado soberano del sudeste asiático.

Como vemos, aun dentro del mundo de las celebridades hay ejemplos que eclipsan a otros en cuanto a ostentación y derroche. Todos sin embargo, son coherentes con la propia naturaleza de la celebridad, esa que busca destacarse del resto haciéndose siempre primero con lo más exclusivo y lujoso, como en el caso de los coches.

Compartir en Google Plus

Acerca de Sonia Lindo

  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios